Se cumple un mes desde la puesta en marcha de la Escuela de Esgrima, nueva actividad del club esta temporada junto a Patinaje en Línea. Aprovechamos para charlar con su responsable. 

Alberto es Maestro de Esgrima y Árbitro Internacional, además de medallista en numerosos campeonatos de Madrid y España y cuatro veces seleccionado por España en categoría Junior.

 

Hola Alberto, ¿qué tal este inicio de temporada en nuestro colegio? 

Desde el principio la dirección de las actividades se ha volcado en la posibilidad de que se abriera un grupo de Esgrima y eso es de agradecer. La posibilidad de hacer promociones a los 4 grupos de 3º y 4º de primaria nos ha ayudado a la hora de poder enganchar a alumnos a la actividad.

¿Cuál es tu experiencia en otros colegios en cuanto a consolidación de la actividad?

El porcentaje de que la actividad de Esgrima continue es alto. En la mayoría de centros he conseguido tener una continuidad, con alumnos que repetían actividad y sobre todo con alumnos nuevos.

¿Cuáles son para ti las tres virtudes principales de la esgrima como deporte escolar?

Lo primero que es un deporte que es diferente a los que habitualmente se promocionan en los centros escolares. Como siempre digo, todos los niños hemos jugado de pequeños con un palo como si fuera una espada, y con la esgrima conseguimos que ese juego se pueda hacer de manera reglada, con seguridad y aprendiendo técnicas para poder practicarlo.

Lo segundo es el gran feedback que provoca en el resto de compañeros. Si el alumno está contento y le cuenta a un compañero que es divertido, que es seguro, esto anima a que otros se lo comenten a sus padres y les pidan que les apunten.

Y la tercera que es un deporte completo en cuanto a cualidades físicas y a otras actitudes como la concentración y la toma de decisiones. También cualquier alumno puede practicar sin tener que poseer unas cualidades especiales y cualquier alumno a su propio ritmo puede aprender Esgrima.

¿Qué estás trabajando ahora con los chicos y cuales son los próximos pasos?

En el primer trimestre el objetivo es que los alumnos dominen los movimientos básicos, las acciones básicas de ataque y defensa y sobre todo que pierdan el miedo a tocar con el arma y ser tocado. También que aprendan las medidas de seguridad básicas y a usar debidamente el material deportivo, para que el entrenador pueda darles mayor independencia a la hora de entrenar.

¿Qué tiempo pasa hasta que un chaval puede competir a un nivel básico?

No se puede hablar de un tiempo específico, ya que cada deportista es diferente. Mi filosofía sobre la competición es no tener prisa, ya que muchas veces nos precipitamos en que compitan con gente que lleva más tiempo, pueden pasar una mala experiencia y terminan cogiendo miedo a la competición. En cuanto veo que un tirador está capacitado para ir a un torneo se lo comento, pero le doy la oportunidad de elegir si quiere o no participar, sin obligación, y siempre poniendo énfasis en que la competición a estas edades se lo tienen que tomar como un juego más que una competición. Me gusta que hablen con otros deportistas, que intenten realizar las acciones aprendidas en los asaltos, pero sin importar el resultado final, sea positivo o negativo.

¿Qué tipo de competiciones hay en estas edades?

La Federación Madrileña organiza una serie de competiciones a los largo del año que puntúan para un ranking provincial, que se llama Liga de Madrid, que al final de temporada los 3 primeros reciben un trofeo. La Federación Española organiza el Criterium Nacional, que es una especie de torneo en la cual hay 4 ganadores por año y reciben regalos y obsequios todos los participantes.

También tienen la posibilidad de participar en los Juegos Deportivos Municipales del Ayuntamiento de Madrid, torneo que se realiza entre los diferentes centros escolares que tienen el módulo de esgrima dentro del programa de Escuela Municipal. La Federación Madrileña abre este torneo a deportistas de clubes que no tengan puntos en la Liga de Madrid.

Nosotros en el club organizamos unos Encuentros Amistosos en Navidad y a final de curso en los cuales juntamos a esgrimistas de diferentes colegios y clubes en los que tenemos actividad para que tiren asaltos, reciben una medalla conmemorativa y hay una merienda.

 

Gracias por atendernos y mucha suerte.